mascotown.com

¿Pueden los beagles masticar huesos?

Como dueño de un perro, puedo entender que desee lo mejor para su perro. He investigado un poco sobre si los Beagles pueden masticar huesos de forma segura, esto es lo que he descubierto.

Entonces, ¿pueden los Beagles masticar huesos?

Los beagles pueden tener huesos, siempre que estén crudos. Los huesos de la carne cruda son lo suficientemente blandos para que los perros los mastiquen con seguridad y también los digieran. No le des a tu beagle ningún hueso que haya sido cocido. Se vuelven duros y quebradizos, y pueden astillarse o romperse fácilmente, lo que puede ser peligroso para su perro.

Aún debes tener cuidado y vigilar a tu perro cuando le des huesos, independientemente del tipo que sean. Si tiene curiosidad sobre los peligros de los huesos o cómo saber qué huesos específicos son seguros para su beagle , sigue leyendo.

¿Cuáles son los peligros de los huesos?

Los huesos, especialmente los que han sido cocidos, pueden tener muchos efectos negativos para la salud de su perro, es muy importante tener cuidado al decidir si debe o no darle un hueso a su perro.

Si bien los huesos crudos son exponencialmente más seguros y mejores para su perro, aún debe tener cuidado y estar atento mientras su perro los mastica, ya que pueden romperse trozos pequeños y atorarse en su garganta y provocar que se ahoguen.

Los beagles tienden a ser perros más pequeños, por lo que es más fácil para ellos atrapar pedazos en la garganta y asfixiarse. Especialmente si se le da un hueso más pequeño, es más fácil de romper.

El verdadero peligro es darle huesos cocidos a tu perro. Los veterinarios y la FDA advierten estrictamente en contra de darle a su perro huesos que hayan sido cocinados. Una vez que los huesos se han cocinado, se vuelven quebradizos y fáciles de astillar y romper. A continuación se enumeran algunos de los peligros más comunes de los huesos cocidos.

  • Las piezas afiladas que rompe su perro pueden cortarlo y causarle lesiones en la boca y la lengua.
  • Debido a que el hueso se endurece después de cocinarse, también puede romper los dientes de su perro.
  • Los trozos afilados que se tragan pueden causar bloqueo o perforación en la tráquea, el esófago u otros órganos.
  • También pueden causar hemorragia interna después de ser ingeridos.

Sea seguro e inteligente sobre los huesos que le da a su perro. La salud de su perro siempre debe ser su primera prioridad al tomar este tipo de decisiones.

¿Cuáles son los beneficios para los huesos?

Como explicamos en la primera parte del artículo, los huesos pueden ser peligrosos, pero también hay algunos beneficios para la salud al darles huesos a sus perros.

Lo primero es lo primero. Debe asegurarse de que los huesos que le está dando a su perro estén a salvo y de vigilarlos para asegurarse de que no se traguen trozos pequeños. Dicho esto, su perro puede beneficiarse de masticar huesos.

El primer beneficio es que la acción de masticar realmente proporciona estimulación mental para su perro. Masticar puede ayudarlos a relajarse y mantener la calma y la concentración. Es esencialmente un calmante para el estrés de su perro, que alivia la ansiedad. Masticar es un instinto natural que los perros tienen que hacer para mantenerse cuerdos.

Otro beneficio es la proteína que recibe su perro de la médula ósea. La médula ósea tiene muchos efectos positivos en la salud de su perro. La médula ósea les proporciona las proteínas que necesitan.

Masticar huesos también es bueno para los dientes de su perro. Les ayuda a mantenerse limpios y fuertes. Siempre que se asegure de que el hueso no sea demasiado duro para su perro, es bueno que los dientes de su perro muerdan. Si el hueso es demasiado duro, puede agrietar o romper los dientes de su perro, lo que, por supuesto, no desea.

Aún así, tenga en cuenta que los huesos pueden ser peligrosos. Sea inteligente con los huesos que le da a su perro. Algunos huesos son más seguros que otros y, al final, realmente depende de tu perro.

¿Cómo saber qué huesos son seguros para mi Beagle?

En secciones anteriores, hablamos sobre huesos seguros y sobre cómo tomar decisiones inteligentes con respecto a la salud de su perro. Hemos hablado mucho sobre asegurarnos de que los huesos sean seguros para su Beagle, pero ¿cómo puede estar seguro de que le está dando a sus perros los huesos correctos o no?

Recuerde siempre, absolutamente**sin huesos cocidos.**Si le está dando un hueso a su perro, asegúrese de que no sea de sobras de la mesa o carne previamente cocida. Los huesos crudos son más suaves y fáciles de digerir para los perros.

Asegúrese de que los huesos crudos que le dé a su perro sean lo suficientemente grandes como para que no se ahoguen. Un veterinario recomendó que los huesos crudos que le des a tu perro sean del tamaño de la cabeza del perro. Esto hará que al perro le resulte más difícil romper los pedazos y tragarlos.

Siempre vigile a su perro, incluso si cree que el hueso va a estar seguro, siempre vigílelo mientras muerde el hueso. Suceden cosas y, de alguna manera, el perro podría romperse un trozo de hueso que creías que estaría bien y ahogarse con él. Así que tenga cuidado y esté atento a ellos.

Afortunadamente, los Beagles no son perros muy agresivos, por lo que romperse los huesos no es una gran preocupación. No todos los perros ni todos los beagle son iguales. Conoces a tu perro y lo agresivo o destructivo que puede llegar a ser, así que tenlo en cuenta cuando le des un hueso. Pero, cada perro es diferente, así que mantén un ojo en ellos.

Por último, siempre es mejor prevenir que curar. Si no está seguro acerca de un hueso, no se lo dé a su perro. Sea inteligente con sus elecciones y no ponga a su perro en peligro porque crea que podría estar bien.

¿Son seguros los huesos comprados en la tienda?

Ves los huesos en la tienda de mascotas y piensas que si los venden aquí, deben ser seguros para mi perro. Este no es siempre el caso. Aún debe tener cuidado con los que compra, porque no siempre son seguros o adecuados para su perro. La FDA advierte que también se debe tener cuidado con los huesos comprados en tiendas.

Las tiendas a veces venden huesos cocidos o que son más quebradizos que otros. Siempre revise el empaque para asegurarse de que los huesos estén crudos y suaves.

Además, tenga cuidado con el tamaño del hueso que le compra a su perro. Aunque estén en la tienda, no significa que sean buenos para todos los perros. Asegúrese de comprar un tamaño que sea lo suficientemente grande para que su perro no se ahogue.

Los Beagles tienden a ser perros más pequeños, por lo que no tienen que ser enormes, solo lo suficientemente grandes como para que tú no No tienes que preocuparte de que se rompan las piezas.

Conoces a tu perro mejor que nadie. Si son más destructivos que otros, entonces tal vez los huesos no sean lo mejor para ellos y para alcanzar un juguete masticable diferente. Sea siempre prudente en sus decisiones.

Preguntas relacionadas:

¿Qué sucede si mi perro se come un hueso?

Si su perro accidentalmente recibió un hueso, obsérvelo cuidadosamente durante los próximos días. Si nada parece estar mal y están actuando con normalidad, deberían estar bien. Si empieza a vomitar, a tener diarrea, a perder el apetito o muestra un cambio de comportamiento, llévalo al veterinario.

¿Pueden los huesos matar a un perro?

Si un perro se traga parte de un hueso, es posible que muera por asfixia o complicaciones. Si empiezas a notar problemas de salud o un cambio de comportamiento después de darle un hueso a tu perro, llévalo al veterinario.