mascotown.com

¿Ladran mucho los cockapoos?

Tengo un cachorro Cockapoo y me voy a mudar a un apartamento. Me interesa saber si mi cachorro será o no un perro que ladra con frecuencia o no.

Investigué un poco hoy, y esto es lo que encontré.

** ¿Lladran mucho los cockapoos?**

No, los cockapoos no suelen ladrar mucho. Como perro cruzado, provienen de la mezcla del Poodle y el Cocker Spaniel Americano. Estos los perros generalmente no ladran mucho a menos que haya algo importante que informar. Los cockapoos también, pueden no ladrar mucho mucho a menos que haya algo importante que necesiten que decir. Es posible que tengan que decirle a sus padres que hay alguien fuera de la casa, para que luego ladren como advertencia.

Los cockapoos ladrarán mucho si sienten sentimientos negativos que pueden incluir estar asustados y ansiosos o estar solos y sufrir ansiedad por separación. Si tienen dolor o sienten algún tipo de angustia o están jugando y quieren atención, Cockapoos también ladrará para llamar la atención de sus padres.

Los cockapoos generalmente no ladran mucho, pero puede haber algunos Cockapoos que sí lo hacen, dependiendo de la casa en la que se encuentren y su nivel de estrés. Cada perro es individual en la forma en que responderá a la vida a su alrededor, y algunos Cockapoos responden ladrando y actuando mal, pero el entrenamiento adecuado puede ser útil. Que un Cockapoo ladre mucho o no depende de lo bien que esté entrenado y de cómo respondan los que lo rodean a este ladrido.

Los cockapoos son perros cruzados que provienen de la mezcla del caniche y el cocker spaniel americano. Estos dos perros de raza pura son ladradores relativamente bajos que generalmente solo ladran cuando tienen algo importante que decir.

Cockapoos suelen ser de la misma manera. Si el cartero se presenta para entregar un paquete o ese molesto gato de al lado está sentado en la cerca, es probable que advierta a los padres de las mascotas y a cualquier otra persona cercana sobre este problema.

Si algo sucede en su entorno inmediato, como que los niños hacen ruido mientras juegan, ladrarán para informar a todos. Si pensáramos en el Cockapoo, sería como el joven que vende periódicos gritando:¡traiga sus periódicos aquí, lea sobre el gato que se ha estado limpiando todo el día en la ventana!
En caso de que un Cockapoo resulte herido, o tal vez se sienta ansioso o asustado de alguna manera, se lo informará a su padre o cuidador al informar del problema con ladridos o emitir otros sonidos. Si sienten que necesitan atención o se les deja solos durante demasiado tiempo, es posible que también ladren mucho.

Los cockapoos pueden sufrir de ansiedad por separación, por lo que esta puede ser un área en la que los padres de mascotas pueden ver el problema de ladrar, aparecer, si sucede.

Cada perro es individual, y aunque los cockapoos no suelen ladrar mucho, algunos pueden ladrar un poco más. Su entorno puede influir en cuánto ladran y con qué frecuencia, por lo que crear una vida hogareña cómoda y tranquila puede reducir su estrés al mínimo.

Los cockapoos, como cualquier raza de perro, se benefician de un entrenamiento adecuado y habilidades sociales. Esta formación puede ayudar a un Cockapoo a aprender lo que se espera de ellos. Puede ayudar a minimizar la cantidad de ladridos que hace un Cockapoo por cualquier motivo.

** ¿Por qué ladran los cockapoos?**

La razón por la que ladran los Cockapoos es porque es su forma de comunicarse con quienes los rodean. Los perros tienen dos formas de comunicarse. La primera forma es a través del lenguaje corporal. Esto hará que expresen físicamente sus necesidades, deseos, pensamientos y sentimientos.

La segunda forma es a través de ladridos. Ladrar es como hablar y es su forma de expresar lo que quieren, necesitan, piensan y sienten o de contar lo que sucede a su alrededor.

Los ladridos son increíblemente importantes para los Cockapoo, ya que forman parte de su comunicación, aunque no siempre los entendemos y ellos no nos entienden. Sin todos esos ladridos imagina lo difícil que sería la vida con tu perro.

Algunos padres de mascotas perspicaces pueden conocer tan bien a su Cockapoo que pueden saber qué significan los sonidos específicos. Incluso puede ser divertido intentar averiguar cómo se relacionan sus ladridos con ciertos escenarios de la vida, y luego poder ayudarlos.

Los cockapoos pueden ladrar en un tono diferente, más fuerte, más suave e incluso más o menos consistente al tratar de expresar algo. Cada perro tendrá su forma de hacer esto, que es individual para ellos solos.

Por frustrante que pueda ser, podría ayudar al padre de la mascota a imaginarse a sí mismo en un país extranjero y querer beber algo. Sin restaurante ni tienda de comestibles a la vista, necesitan ir a uno para poder tomar una copa.

Así que recurren a quienes les rodean para que les ayuden a localizar dónde está el agua o el jugo, o al menos una tienda para comprarlos, y hay una barrera de comunicación entre ellos y quienes los rodean. Por lo tanto, intentan comunicarse de todos modos, diciendo lo que se les ocurra, lo que se recibe con muchas miradas confusas.

Un cockapoo podría sentir lo mismo. Estás ocupado, así que están viendo a la ardilla atravesar la rama del árbol como si fuera un televisor. Están esperando tan pacientemente como pueden a que termines con tus cosas humanas, pero no te diste cuenta de que su bebedero está vacío o que necesitan para salir.

Lladran aquí y luego ladran allí. Entonces tal vez se olvidan de sí mismos, e incluso terminan ladrándole a la ardilla de afuera porque ahora están frustrados, tienen tanta sed o tienen que ir al baño. Sin mencionar que ahora están entusiasmados con la ardilla que podría bajar a su patio.

Después de eso, pueden ladrarte porque están emocionados y tal vez incluso salten para expresar lo urgente que es.

Como puedes ver, los ladridos y el lenguaje corporal suelen ir de la mano de un perro, pero ladrar es simplemente un medio para comunicar lo que necesita, quiere, piensa y siente. Si prestamos atención, a menudo no es demasiado difícil de entender.

** ¿Cómo puedo evitar que mi Cockapoo ladra?**

Hay muchas maneras de evitar que tu Cockapoo ladre, pero dependen de por qué ladra tu perro.

Para los perros que ladran para llamar la atención, es mejor ignorarlos. Los cockapoos que se estresan fácilmente o sufren de emociones como miedo y ansiedad, puede ser útil crear una distracción con juguetes que entretengan tanto su mente como su cuerpo.

Otra opción para los cockapoos que sufren de miedo o ansiedad, es insensibilizarlos a lo que temen o les preocupa. Esto llevará tiempo y debe intentarse con cautela, ya que algunos perros no responden bien a este método. Si es necesario, una consulta con su veterinario puede confirmar si es una buena idea.

Puede ser útil enseñarle al Cockapoo que el comportamiento tranquilo y silencioso recibe la recompensa de la atención de mamá y papá. Esto puede ayudar a enseñarles a través del refuerzo positivo, qué es un comportamiento aceptable y qué no lo es.

Cambiar el entorno o la rutina puede ser útil. Los cambios en su entorno pueden estimular su mente. Los cambios en su rutina pueden entretener y distraer. Estos pueden reducir los ladridos innecesarios en algunos Cockapoos.

** ¿Por qué ha empezado a ladrar mi Cockapoo?**

Ladrar, que es una de las dos formas en que se comunica un Cockapoo puede ocurrir por diversas razones.

Los cockapoos pueden ladrar para saludar o para llamar la atención de alguien. Tal vez quieran jugar o salir afuera. Incluso es probable que ladren cuando tengan hambre y quieran una golosina o que le cuenten a sus padres acerca de algo emocionante.

Los cockapoos pueden sentirse solos y querer abrazarse o abrazarse. Pueden tener miedo, estar solos o aburridos. Lladrar por un cockapoo también podría ser una forma de hacer sonar la alarma si algo anda mal.

Cada situación es diferente y determinar por qué ladran requerirá consideración y atención al momento.

** ¿Qué significa si mi cockapoo ladra mucho?**

Qué significa cuando tu Cockapoo ladra mucho mucho es que necesitan la atención de los padres de la mascota por alguna razón u otra. Lo que necesitan puede variar de una situación a otra, pero en el momento en que ladran mucho, necesitan la atención de los padres de las mascotas.

Si ladran mucho, puede significar o no que el problema es urgente o importante. Una vez que se descubre lo que necesita o quiere, un padre puede determinar qué nivel de importancia tiene y actuar en consecuencia.

Los cockapoos son perros muy inteligentes debido a sus antecedentes reproductores. Por esta razón, pueden aburrirse fácilmente y requerir más estimulación mental que otros perros. Este alto nivel de inteligencia puede hacer que ladren mucho como una forma de llamar la atención para que el padre de la mascota les ofrezca algo que hacer.

En conclusión

Por mucho que un Cockapoo decida ladrar, sigue siendo menos que otros perros.

Con un entrenamiento adecuado y buenas habilidades sociales, estos perros se portarán bien y solo ladrarán cuando sea necesario.

Dado que es una forma de comunicación para ellos, debe gestionarse pero no desalentarse por completo. Como cualquier padre cariñoso sabrá, a veces debes tomar lo malo con lo bueno, si realmente amas a tu amigo de cuatro patas.